SANTA MARÍA DEL CASTILLO

En el patio occidental del castillo se adivina la planta rectangular de la que fuera parroquia de Santa María del Castillo.

        En el patio oeste del castillo de Medellín, junto a una alberca o aljibe ahondado en el suelo, utilizada como receptor supletorio de agua para uso y servicio del castillo, se alzaba la iglesia Santa María del Castillo.

      Situada probablemente sobe la mezquita del alcazaba musulmana, es la mas antigua de las iglesias de Medellín y en ella se celebró la primera misa después de ser reconquistada definitivamente la villa en 1234. Prueba de ello, es que su Cruz Parroquial, precedía a todas las demás en entierros, procesiones y fiestas, así como la imagen de la Virgen del Castillo, que siempre se ha tenido como patrona de la villa.1

    La iglesia era de mucha solidez. Tenía un altar mayor con un bonito camarín con el piso de azulejos, las paredes pintadas al óleo y en el centro las ocho mujeres fuertes de la Biblia, además en el altar mayor había dos altares colaterales y un pozo en el centro donde se recogía el agua de la cisterna interior. Adosada a la iglesia se encontraba una humilde casa parroquial.

      La iglesia, muy deteriorada después de la ocupación por parte de una guarnición francesa, después de la Batalla de Medellín (1809), y posteriormente por las tropas Carlistas (1836)2, sólo se continuó celebrando en ella: los Divinos Oficios y las fiestas de la Purificación de Nuestra Señora, San Blas y la Asunción de Nuestra Señora.

    Según Rodríguez Gordillo, alrededor de 1840 hubo la necesidad de desalojar la iglesia del Castillo y se trasladó la Imagen de Nuestra Señora a la Capilla del Santísimo Cristo de San Martín, en cuyo altar estuvieron muchos años juntas, hasta que en 1869 se traslado definitivamente a Santa Cecilia en un lateral de la iglesia, cuya Capilla quedó dedicada, con el carácter de Parroquia a Santa Maria del Castillo. La valiosa imagen de Sta. María del Castillo fue destruida en 19363. Su culto se reanudó el 4 de Julio del 2010 con una nueva imagen en su Capilla original, siendo párroco de Santa Cecilia Y San Martin Don Juan Manuel de Miguel Sanchez.

       Hasta esta iglesia parroquial  se desplazó S.M. el rey D. Alfonso XII, acompañado de Cánovas del Castillo, el día 5 de febrero de 1879, concediéndole al párroco de Santa María, Don Francisco María de Jesús y Caballero, el titulo de Párroco Honorario de su Majestad.

       El templo se cerró al culto definitivamente el 15 de marzo de 1894, por imposibilidad de mantenerla abierta, dados los desperfectos que presentaba. La feligresía de esta iglesia comprendía las calles: Cilla Vieja, Moros (Margallo), Plaza de Hernán Cortés (excepto la acera que mira a oriente -antes 'Jariegos'-), y en el extrarradio todo el término municipal, comprendido entre el camino de Miajadas y Almoharín hasta el río Ortigas. Suprimida en 1896, su feligresía quedó incorporada a la iglesia de Santa Cecilia. Esta era la parroquia a la que pertenecía la calle de la Feria, donde se encontraba  la casa de Hernán Cortés.

 


 (1)  Esta deducción, realizada por Juan Solano de Figueroa no es confirmada por Clemente Ramos, que afirma que la iglesia se construyó posteriormente a las de Santiago y San Martín, aunque no puede ofrecer una fecha aproximada de construcción. Este autor relaciona la formación de esta parroquia con el crecimiento poblacional que experimenta Medellín y su tierra en las décadas posteriores a su conquista.  (Clemente Ramos, J. (2007) La tierra de Medellín (1234-1450). Dehesas, ganadería y oligarquía. Badajoz).

(2)  Desde los primeros años del siglo XIX se registran grandes deterioros en esta iglesia, siendo destruida en parte en la década de los treinta. A comienzos del siglo XX Rodríguez Gordillo pudo ver, todavía, parte de su fábrica en pie, con algunas bóvedas, así como el camarín de la Virgen pavimentado con azulejos y pinturas murales en algunas paredes

     En la actualidad sólo se conservan unos paredones de sus muros laterales, donde puede apreciarse su fábrica de mampostería, revocada con cal, recorrida en algunas partes con hileras de ladrillo. El templo fue excavado en 2007 bajo la dirección de D. Santiago Guerra Millán. Merece la pena visitar la cisterna o aljibe que ocupa la práctica totalidad de de la nave, y que muestra una bella y original bóveda en el pasillo de acceso.

(3)    Se trataba de una valiosa talla medieval de 40 cm., supuestamente gótica, con la Virgen sentada y el Niño sobre sus rodillas.  Fue destruida en nuestra Guerra Civil (Cfr. Covarsí, A. 1939, pp. 169-170)

                     © Asociación Histórica Metellinense.

 

TOP